Lo que siempre acaba en el Trastero

Hoy vamos a hablar de los objetos más clásicos de un trastero, los incombustibles que siempre están ahí y que, pase lo que pase, son firmes candidatos a ocupar un espacio en un almacén.

cinta de correr

El post de hoy tiene un tono casi humorístico, pero en realidad es de homenaje a esos objetos que cuando son adquiridos parten de saque con una alta probabilidad de acabar en el trastero.

Vamos allá:

La bicicleta estática: no falla, llega la operación verano y queremos ponernos en forma, pero todavía hace frío. Una buena solución puede ser una bicicleta estática. ¿Lo malo? Ocupa un montón y es probable que tras tres primeros meses de uso intensivo caiga en desuso. Después tras dos años ocupando plaza en el salón, es desterrada al trastero hasta el fin de sus días.

La cinta de correr: en realidad es la hermana melliza de la anterior, pero en vez de a pedales surge a rebufo de la moda del running. Sin embargo, quien corre acaba prefiriendo salir a ver calle, y quien no corre acaba por no usarla. Así que con un gran volumen es otra firme candidata al ostracismo del trastero.

Las carpas para la playa o para la barbacoa: otro clásico… las típicas carpas de hierros y lona para ir a la playa, para hacer una barbacoa o para cualquier evento o cumpleaños que se precie. Son bien baratas en las grandes superficies, y tras su primer uso nunca vuelven a ser las mismas. De hecho, tras su primer uso, suelen ir directas al trastero y no vuelven a ser usadas en años.

La paella grande: un buen día nos vinimos arriba e invitamos a toda la familia a un buen arroz. Para ello compramos una gran paella donde lucirnos. Una vez usada, vimos que no cabía en ningún armario de la cocina y no quedó otro remedio que llevarla al trastero. Allí sigue.

Caballetes y tableros: en la última fiesta de cumpleaños había más invitados de la cuenta y nos pareció buena idea comprar un par de caballetes y un tablero para improvisar una mesa bien grande. Pero claro, una vez cerrada la fiesta, hubo que guardar caballetes y tablero, así que qué mejor lugar que el trastero para hacerlo.

Estos cinco enseres cumplen todas las características de lo más comúnmente almacenado en un trastero. Son utensilios voluminosos, de poco uso y razonablemente costosos como para no desecharlos, por lo que son el tipo de objeto más habitual de un trastero.

Si necesitas un trastero en Barcelona, estamos en la calle Teodora Lamadrid número 44, contáctanos y te ayudaremos con estos objetos que nunca sabes dónde meter.

Guardar la bici en un trastero

El auge de la bicicleta es imparable en Barcelona. La proliferación de carriles bici y la popularización de deportes como el triatlón, han hecho que cada vez haya más bicicletas en nuestra ciudad. Las ventajas que ofrece como medio de transporte son muchas: rapidez, comodidad, flexibilidad, sin los atascos matinales, sin las aglomeraciones del transporte público. Así que cada vez es un medio de transporte más utilizado.

A esto hay que sumar las bicicletas de práctica deportiva, de cualquier tipo: bicicletas de carretera, de triatlón, de trial o de montaña. Sin embargo el espacio en las viviendas de Barcelona es escaso y en muchas ocasiones la bicicleta es un verdadero engorro. Un clásico es el balcón, pero a muchas personas no les queda otro remedio que dejarlas en mitad de un pasillo, obstaculizando la entrada, hipotecando una habitación o en mitad del salón.

Ante esta situación, los trasteros de alquiler se presentan como una excelente solución a este problema de espacio. Los trasteros son el lugar ideal para guardar la bicicleta, con seguridad y accesible 24/7. Otra opción es dejarla en la calle, pero todos sabemos que seguramente las bicicletas sean el utensilio más robado de la ciudad.

colgar bicicleta

A todos aquellos que han decidido guardar la bici en un trastero les decimos que han tenido una excelente idea, es la mejor manera para mantener la bicicleta en óptimo estado de conservación.

Desde Trasters Bonanova, os recomendamos nuestras instalaciones para almacenar vuestras bicicletas. Si queréis conocer más detalles, contactadnos y os resolveremos todas las dudas que os surjan.

¿Dónde guardar la bicicleta, la tabla de surf y los esquís?

Todas las personas que practican deportes que requieren de material voluminoso, tienen el mismo problema: ¿Dónde guardarlo?

El espacio en casa es un bien escaso y los equipamientos deportivos van en contra de ese espacio. Los más habituales son las bicicletas, las tablas de surf o los esquís, pero no sólo son estos. Otros casos como equipos de submarinismo,  embarcaciones hinchables, cañas de pescar, piraguas o palos de golf tienen el mismo inconveniente.

Surf-bicicleta-esquis

La bicicleta en el pasillo o colgada en un minúsculo balcón es un clásico. O peor aún, inutilizando la habitación más pequeña del pisoque se queda como improvisado almacén de equipamiento deportivo y de otros enseres variados.

Para todos estos casos, la mejor de las soluciones será el alquiler de un trastero. Por un precio razonable y con accesibilidad las 24 horas del día, podremos almacenar de forma segura y práctica todos los equipamientos deportivos que necesitemos, incluidas bicicletas y esquís. En un trastero de un metro cuadrado podremos dejar tranquilamente una bicicleta además de algunas cosas más que nos estorban por casa, liberando así un espacio que nos vendrá bien para otras cosas.

Si estás en Barcelona, en TrastersBonanova tenemos trasteros disponibles para todo tipo de equipos deportivos. ¡Pregúntanos!