Con el estilo minimalista… ¿qué hago con los muebles?

En decoración hay estilos para todos los gustos: vintage, clásico, retro, barroco, nórdico… Donde creemos que podemos generalizar es que las casas actuales tienen menos objetos que las antiguas. Si tratamos de recordar el salón de nuestra abuela, o mejor aún, bisabuela, seguramente tenía más cosas que el nuestro.

minimalista trastero

Pero curioso también, esos objetos del siglo (o siglos) pasado siguen teniendo su público. Van y vienen, pero quién no tiene un tocadiscos de los años 60 tiene una lámpara de estudio de los 50. Y todo ello encajonado en un estilo mucho más minimalista, donde cada objeto está pensado y si no encaja tiene que retirarse hasta su reincorporación cuando encaje en las próximas tendencias de decoración.

Ante esta situación un aliado perfecto será nuestro trastero: Podemos guardar todo aquello que nos estorbe para crear un ambiente minimalista, pero manteniéndolo porque dentro de unos meses puede volver a sernos útil, y encima habiéndose revalorizado.

Nada nos impedirá estar a la última, adquiriendo los objetos de la última temporada y desenpolvando aquellos que han vuelto a resurgir. Tendremos un hogar 10 año tras año, el que nos merecemos.

Y es que ya no hay excusa para tener un salón diáfano solamente decorado con un juego de mesas y sillas provenientes de una antigua fábrica, o tomarnos el té en una terraza semidesierta pero utilizando un juego de tazas de hace 50 años. Hazte con tu trastero y haz tu deseo realidad.